terapia para la depresion

Salud,Terapias

Tipos de tratamientos para la depresión

10 Jun , 2019  

Terapia para la depresión

La depresión es una enfermedad común pero si no se le da un seguimiento preciso, podría convertirse en un padecimiento grave afectando de manera no sólo psicológica, sino también físicamente. La verdad, en algún momento de nuestras vidas todos hemos tenido un cuadro de depresión por un hecho que nos haya causado dolor, pero si este sentimiento dura más de dos semanas, será preciso buscar alguna terapia para la depresión.

Así pues, gracias al tratamiento del tema, los expertos han logrado desarrollar diversos tratamientos para la depresión que a continuación mencionaremos ¡toma nota!

Tratamiento congnitivo conductual: Los modelos cognitivos emplean la metáfora del hombre como sistema de información, es decir, similar a un ordenador. Las personas procesan información del medio antes de emitir una respuesta, clasifica, evalúa y pone un significado al estímulo que recibe en función de su conjunto de experiencias que tiene almacenadas en su memoria. Éstas provienen de sus vivencias anteriores de interacción con el medio y de sus creencias, suposiciones, actitudes, visiones del mundo y autovaloraciones.

La terapia de autocontrol de Rhem posee un componente fundamental en la activación conductual, desde la perspectiva de las habilidades de autocontrol que se consideran importantes para asegurar que un individuo consiga un esfuerzo externo. También sirve para reaccionar de la mejor manera ante al fracaso o cambiar la conducta y cumplir el objetivo que se pretenda.

Tratamiento farmacológico: Se han empleado distintos fármacos antidepresivos: los inhibidores de la monoaminooxidasa (IMAO), los tricíclicos, y los antidepresivos y los más modernos que actúan aumentando la disponibilidad de los principales neurotransmisores que intervienen en la depresión, como el famoso clonacepam.

Es común que los interesados se pregunten si es necesario llevar a la par del consumo de fármacos una terapia psicológica. La respuesta va enfocada al hecho de que los neurotransmisores, actúan de acuerdo de la conducta que se adopte, por ello, en los casos donde exista una pronunciada inestabilidad emocional con cambios abruptos de ánimo, será necesario tomar los dos tratamientos.

Otras terapias no cognitivo conductuales: Existe una terapia llamada dinámica breve, la cual también ha empezado a dar resultados que pueden ser contrastados. Así pues, la terapia de pareja para la depresión también ha demostrado su eficacia. Ahora, la psicoterapia interpersonal para la depresión trata la depresión como una enfermedad asociada a una disfunción en las relaciones personales significativas.

Podemos señalar algunos factores de los que se puede partir para llevar a cabo la psicoterapia son; un duelo no superado, disputa de roles con la pareja, fuertes discusiones entre padres de hijos, la transición de un rol social, déficit interpersonal de habilidades para la comunicación, etc.

 

Facebook Comments
¿Te ha gustado el artículo?
[Total: 0 Average: 0]